Tecnología y aprendizaje: los beneficios de los videojuegos para niños

01.10.18   Se ha comprobado mediante diversos estudios que el uso de videojuegos influye y contribuye en el desarrollo de los niños. Si bien no cualquier videojuego se traduce en aprendizaje, es un hecho que estos suponen una herramienta muy eficaz y útil en el ámbito educativo de los más pequeños. Por lo tanto, si son usados de manera adecuada, los videojuegos son capaces de potenciar la formación y brindar múltiples beneficios:

1. Diversión en el aprendizaje

Los más pequeños pueden cultivar muchos valores mientras se divierten con sus videojuegos favoritos. Es un hecho que los los videojuegos se han convertido en el entretenimiento número uno de los niños, y hay que aprovechar su uso. Por ese motivo, incorporarlos en su formación resulta una buena idea, para que se eduquen de forma fácil, rápida y eficaz, ya sea aprender con juegos de guerra, sobre razonamiento y estrategia, o con juegos más sencillos que agilicen la memoria.

2. Aprendizaje proactivo

En la mayoría de los casos, los niños participan de manera pasiva en el proceso de enseñanza. Esto se debe a que se los ubica, como meros receptores de información que posteriormente tendrán que memorizar. La inclusión y el uso de los videojuegos en la educación permite que los chicos se involucren de forma proactiva, ya que la pasión y la diversión que experimentan mientras juegan los incentiva a investigar con el objetivo de avanzar.

3. Más opciones en la forma de educar

Vivimos en un mundo donde los avances tecnológicos son cada vez más frecuentes y significativos, y el universo de los videojuegos crece con ellos. Aspectos contemporáneos como la realidad virtual, pueden abrir un amplio abanico de oportunidades, en las que se puedan crear entornos donde se potencie la enseñanza de los más pequeños mediante el uso de este tipo de dispositivos.

4. Potencia el trabajo en equipo

La elección por parte de los usuarios de videojuegos de jugar con otros simultáneamente, persiguiendo el objetivo de alcanzar mayores y mejores logros, genera una tendencia hacia el trabajo en equipo. Lo que a su vez concientiza sobre la importancia del trabajo cooperativo, por lo que los educará y enseñará en post de su aplicación en la vida cotidiana.

5. Crea estímulos

Los videojuegos motivan y estimulan de forma visual y auditiva. Esto permite a los jugadores la resolución de diferentes niveles de dificultades, con lo cual se puede obtener el dominio de habilidades y destrezas aplicables al uso de la tecnología en general. Por otro lado, la capacidad de los niños para emplear símbolos aumenta. Por medio de estos juegos es posible representar diferente fenómenos, analizar experiencias de manera consciente, planear, imaginar y actuar de manera provisoria.

Si bien es cierto que hay videojuegos con contenido agresivo, es una realidad que la mayoría de los juegos son realmente inofensivos y que normalmente funcionan como una herramienta que cultiva el aprendizaje de los niños.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos × tres =